Entrada en la protectora

Kay es un guapísimo y joven perro mestizo de tamaño grande. Fue abandonado con pocos meses de vida y a día de hoy todavía sigue en el refugio esperando a que una familia se fije en él. Es un perro activo y muy juguetón, perfecto para familias que les guste hacer planes al aire libre, deporte, salir por la montaña a caminar...y que busquen un perro que los acompañe en sus aventuras. Es sociable con otros perros y muy cariñoso. 

Adopciones urgentes (3)